IR A LA PÁGINA PRINCIPAL
LA SEGURIDAD VIAL.
LAS DISTRACCIONES.
IR A LOS TESTS.
Manual Guía Didáctica Teórica.
Técnicas de Estudios.
Criterios de las Pruebas Teóricas.
Ir a la Guía para las Clases Prácticas.
Criterios de las Pruebas Prácticas.
El Rincón de los Futuros Profesores de Formación Vial.
Conducción en Condiciones Especiales.
Conducción en Condiciones Ambientales Adversas.
Tramitación Administrativa
Página Vídeos de Tráfico.
Test tipo multirespuesta.
Página consultar examen DGT.
Página consultar saldo puntos DGT.
Página Consultar Estado de las Carreteras.
Página cita previa en Jefaturas DGT.
¿Dónde están los radares de la DGT?
¿Cómo ahorrar Combustible?
Ocio y Vacaciones.
Alcohol y Conducción.
Educación Vial.
Recomienda Autoescuelas.
Los Coches más Vendidos.
Los Coches más Seguros.
El Seguro de los Vehículos.
Seguridad Peatones.
Enlaces de Interés.
CONTACTAR CON TestVial.com
Consejos y Avisos Legales

CONDUCCIÓN ECONÓMICA.

LA VELOCIDAD Y EL CONSUMO:

La velocidad media se obtiene dividiendo el espacio recorrido por el tiempo empleado en recorrer dicho espacio.

  • Así pues, si por ejemplo se tarda dos horas en recorrer 200 kilómetros, la velocidad media, por tanto, ha sido de 100 kilómetros por hora. (200:2=100).

La velocidad instantánea es una medida de velocidad referida a un instante preciso.

  • Es la velocidad que marca el indicador de velocidad del vehículo, en cada momento.

A mayor velocidad instantánea se eleva:

  • el riesgo de accidente, pues se reducen las capacidades de respuesta del tándem conductor-vehículo y aumentan las exigencias, del tándem vehículo-vía,
  • la distancia de reacción, la distancia de frenado y la distancia de seguridad con el vehículo precedente,
  • la atención requerida al volante, y
  • la anticipación con la que se han de tomar las decisiones.

A mayor velocidad instantánea saldrá más caro circular a altas velocidades, porque aumenta:

  • el consumo de carburante,
  • el desgaste de los neumáticos y demás mecanismos, y
  • la gravedad del accidente, si éste ocurre.

Circular a una alta velocidad es uno de los factores que mayor influencia tiene en el consumo de carburante, con la particularidad de que al aumentar la velocidad, aumenta significativamente en mayor proporción el consumo.

  • Algunos vehículos, a altas velocidades pueden incluso doblar el consumo que correspondería circulando a una marcha moderada.
Cada motor tiene unas condiciones de utilización (posición del acelerador y revoluciones por minuto (r/min o rpm) del motor, en función de las cuales se consume una mínima cantidad de carburante por cada unidad de potencia que el motor transmite.

Debe tenerse siempre en cuenta que:

  • Menor potencia demandada del motor da como resultado menor consumo en litros por kilómetro recorrido.
  • Una menor potencia demandada se obtiene cuando el motor trabaja a bajas revoluciones, lo cual se logra circulando en marchas más largas y con el pedal acelerador pisado entre la mitad y las 3/4 partes de su recorrido, según las necesidades de la marcha.
Así pues, para obtener menores consumos de carburante y menores emisiones contaminantes, es preferible circular en marchas largas y con el acelerador pisado en mayor medida que en marchas cortas con el acelerador menos pisado.
La disminución de la velocidad punta en los trayectos y el uso correcto de la caja de cambios, economizan carburante, sin que, por ello, el conductor se vea obligado a reducir la velocidad media.
  • En ciudad, la velocidad del tráfico la determinan los semáforos, así como el tráfico vial existente. Con una conducción agresiva no se va a ganar un tiempo significativo en el desplazamiento y se va a consumir hasta más de un 50% de carburante que con una conducción económica basada en la previsión y en la anticipación.
  • Para obtener un ahorro de 3 minutos en un recorrido urbano de unos 10 kilómetros se puede consumir más de un 50% de carburante. ¿Cree usted que compensa?
  • Una velocidad de conducción uniforme, evitando variaciones bruscas de velocidad generadas al pisar los pedales de freno y acelerador de forma innecesaria, redunda en un mayor aprovechamiento de las inercias del vehículo lográndose una considerable reducción del consumo, además de un aumento del confort de los pasajeros del vehículo y de un aumento de seguridad en la conducción.

OTROS FACTORES QUE INFLUYEN EN EL CONSUMO DE CARBURANTE.

Además de aumentar con la velocidad, el consumo de carburante aumenta cuando:

  • Se circula por ciudad con respecto a si se circula en carretera.
  • Se aumenta la resistencia al avance del vehículo (viento en contra, subidas...).
  • Se aumenta la resistencia al avance del vehículo (ventanillas abiertas, baca portaequipajes...).
  • Al seleccionar posiciones incorrectas en la caja de cambios y utilizar inadecuadamente el pedal acelerador.
  • Se circula dando aceleraciones y frenadas innecesarias que evitan que se aproveche las inercias del vehículo.
  • El motor no está en las debidas condiciones mecánicas de funcionamiento por:
    • Desgaste de las piezas que lo componen.
    • Un mal mantenimiento.
  • Los neumáticos están inflados a una presión inferior a la recomendada por el fabricante.
  • Se conecta el aparato de aire acondicionado.

TESTS DE CONDUCCIÓN ECONÓMICA.

Fuente de información: Manual del Conductor de la DGT.


Ahorro de combustible.



PÁGINA CONSULTA EXAMEN.

PÁGINA PRINCIPAL.